Licencia Primera Ocupación Y Cédula De Habitabilidad

Respecto de la cédula de habitabilidad de segunda ocupación, podemos decir que se encuentra dentro de los casos mucho más habituales hoy día. Hablamos de la cédula que deben siempre pedir las viviendas ya que ya están cuando la de primera ocupación ha caducado. Otra forma de entenderla es como una renovación de la cédula de habitabilidad. Es algo que se suele soliciar en el momento en que se procura ofrecer de alta un servicio de agua o de electricidad.

Esto es, de todos modos , es un requisito importante para poder vender o rentar una vivienda. Por su parte, la cédula de habitabilidad es un archivo urbanístico que apunta que un inmueble cumple con los requisitos legalmente demandados para ser habitado por personas. Normalmente, hablamos de condiciones técnicas, higiénicas o sanitarias. Esta solicitud va a poder ser aceptada o rechazada por el órgano municipal que sea correcto quien comprobará si la edificación cumple con las condiciones impuestas por la licencia de obra. Esto es, si junto con la construcción se asumieron ciertos compromisos de urbanización, el edificio no podrá ser ocupado hasta el momento en que la urbanización no esté completamente ejecutada y se hallen en lisas condiciones de funcionamiento los suministros básicos . Sin la cédula de habitabilidad, no vas a poder escriturar ni registrar la vivienda.

¿Es Exactamente Lo Mismo La Cédula De Habitabilidad Que La Licencia De Ocupación?

La dirección y demás datos tendientes a la localización y determinación del inmueble objeto de la certificación. Algunos bancos pueden detallar este requisito para la concesión de préstamos hipotecarios. De igual forma debe tramitarse este certificado cuando se ha ampliado la vivienda o se ha cambiado su estructura original.

La licencia de primera ocupación quedaría en suspenso hasta que se subsanaran todas esas irregularidades. Hablamos de evitar que los usuarios logren tener futuros inconvenientes legales con las autoridades municipales. Por otra parte, se debe tener en cuenta que, en el momento en que se legaliza una vivienda, se transforma en una vivienda nueva. De ahí que, es una propiedad que debe conseguir la cédula de habitabilidad de primera ocupación. Las exigencias para las propiedades legalizadas suelen ser las mismas que en los casos de casas novedosas, aunque es posible que existan ciertas excepciones y cambios.

¿que Es La Cédula De Habitabilidad De Segunda Ocupación?

En las cédulas de primera ocupación, el intérvalo de tiempo de vigencia va a depender actualmente en que fueron expedidas. Así, las emitidas entre 2004 y 2012 tendrán vigencia de 15 años, al paso que las emitidas desde 2012 en adelante, caducarán pasados los 25 años desde su expedición. Por una parte, la licencia de primera ocupación busca proteger la legalidad urbanística, acreditando que la construcción se ha llevado a cabo en cumplimiento de lo autorizado por la licencia de obra. En otros territorios, la cédula de habitabilidad tiene diferentes denominaciones.

En la situacion de llegar a venderse alguna vivienda sin Licencia de primera ocupación podría llegarse a resolverse por la parte de los tribunales dicha venta con la indeccnización que pudiese corresponderse. Ya por último comentar que la Licencia de primera ocupación es no solo obligatoria sino si no se solicita y consigue las compañías suministradoras de los servicios de electricidad, red de saneamiento, abastecimiento de agua, teléfono…, tienen prohibido suministrar estos servicios. Estimar que no fueron efectuadas las cesiones de terrenos gratis instantaneamente de la licencia de proyectos. Estimar que la licencia de proyectos es contraria a derecho y fue erróneamente concedida. Cuando deseamos efectuar una obra novedosa o construcción de una o múltiples casas de obra novedosa, tendremos un serie de licencias y privilegios Municipales que debemos obtener por la parte del Ayuntamiento.

¿cuál Es El Contenido De Una Cédula De Habitabilidad?

Además de esto, la validación va a depender de la carga del trabajo de los especialistas y de los protocolos del propio Ayuntamiento. Para la atención de consultas preparadas de cédulas de habitabilidad seguirá siendo necesario pedir cita a través del apartado contacto del menú. [newline]Hablamos de un documento que acredita las condiciones objetivas de habitabilidad de una casa, independientemente de sus sucesos u ocupantes. Puedes buscar los trámites por temas, tipos y perfiles, y asimismo encontrarás toda la información de apoyo en la tramitación.

Esto es lo que ocurre, por poner un ejemplo, al pedir una licencia de primera ocupación para casas viejas cuando hemos realizado una ampliación o rehabilitación en ellas. La licencia de primera ocupación es el documento que certifica que una casa fué construida o reformada según los puntos técnicos expuestos en un proyecto de ejecución aprobado previamente. Esto quiere decir, esencialmente, que la vivienda cumple con todos y cada uno de los requisitos de salubridad y seguridad para su uso residencial. En otras, la cédula de habitabilidad se llama de diferente forma, como en la Red social Valenciana donde se llama “licencia de segunda ocupación”, si bien tiene exactamente los mismos efectos que la primera. Otra diferencia entre ambos certificados es su campo de app. Puesto que sólo algunas de las comunidades requieren la cédula de habitabilidad, pero sí la licencia de primera ocupación.

Como ahora hemos señalado, esta cédula se aplica a inmuebles que, si bien no son de nueva construcción, han sufrido reformas esenciales. Esto es, en la mayoría de los casos va a ser necesaria cuando el inmueble haya sido objeto de reparaciones por fallas relevantes en su estructura, cuando se ha ampliado la vivienda o cuando se haya cambiado su estructura original. Tramitada la solicitud, la comunidad mandará a un técnico competente a fin de que valore el estado de la vivienda y si reúne los requisitos para producir el permiso. Si se da luz verde a la licencia de primera ocupación significa que los técnicos municipales realizaron la inspección de la promoción y han supervisado que las proyectos ejecutadas se ajustan al proyecto de obra para el que se concedieron las licencias oportunas. En el caso una promoción de viviendas el promotor de las mismas debe entregársela a todos los propietarios de las viviendas que compongan la finca.

licencia primera ocupación y cédula de habitabilidad

Esto puede ser cierto en el momento en que hablamos de un edificio recién construido. Pero como enseñamos anteriormente la cédula de habitabilidad también es solicitada con relación a edificios reconstruidos y ahora habitados. En el caso de que se intente la tramitación de una cédula de habitabilidad de un inmueble que no nos pertenece, algunos municipios también requieren una autorización del dueño. Por último, la cédula de segunda ocupación es la única que no se relaciona de forma directa con un desarrollo constructivo, pero también es necesaria en edificios ahora edificados y habitados anteriormente.

Para iniciar, la licencia de primera ocupación es un documento administrativo que busca garantizar la legalidad urbanística de la finca. O sea, quiere corroborar que el edificio ha sido construido según el emprendimiento de ejecución aprobado en la licencia de proyectos. Además, indica que este podrá ser utilizado para vivir, de conformidad con la normativa. Por consiguiente, determina que una vivienda cumple con los requisitos de habitabilidad.

El principal objeto de la LPO de una casa es legalizar una construcción para su uso residencial. Puesto que este archivo es expedido por una administración pública tiene carácter oficial y sirve como garantía de que la obra o reforma en cuestión ha sido ejecutada conforme a unas condiciones específicas. En la situacion de las casas de protección pública, la cédula de habitabilidad no se exige en un periodo de tiempo de 25 años, en el cual es sustituido por la calificación determinante. El edificio o vivienda cumple los requisitos demandados para ser habitado y destinado a su uso residencial. Es acto administrativo que legitima el uso sobre la construcción, otorgando a sus titulares el derecho adquirido a su utilización mientras no se produzcan ningunas modificaciones sobre exactamente el mismo.

Nuestro consejo es solicitar la licencia de primera ocupación una vez esté terminada la obra pues, de esta manera, lograras dar toda la documentación sin inconvenientes. Respecto a cuánto tiempo tardarán en ofrecernos la licencia de primera ocupación, debemos decir que, a priori, el desarrollo de verificación de datos e informes no es complejo. El problema es que no hay un período preciso para pedir este permiso.